jueves, 18 de octubre de 2012

PENSION DE VIUDEDAD, ¿TEMPORAL?


Aunque es poco conocido, a efectos de reconocimiento de la pensión de viudedad, ni las parejas de hecho están equipadas totalmente a las casadas, sea o no religiosa la forma de celebración del matrimonio; ni siempre la pensión de viudedad es vitalicia, pudiendo quedar limitada a una duración de 2 años.


"Cuando el cónyuge superviviente no pueda acceder al derecho a pensión de viudedad por no acreditar que su matrimonio con el causante ha tenido una duración de un año o, alternativamente, por la inexistencia de hijos comunes y reúna el resto de requisitos enumerados en el apartado 1 del artículo 174, tendrá derecho a una prestación temporal en cuantía igual a la de la pensión de viudedad que le hubiera correspondido y con una duración de dos años".

Por tanto, para conseguir que la prestación tenga carácter vitalicio es precios reunir un período de convivencia, entre el periodo pre-matrimonial y post-matrimonial, superior a dos años, lo cual no siempre es sencillo, y menos en aquellos casos -bastante frecuentes- en que la pareja ni efectuó el registro como pareja de hecho ni llegaron tan siquiera a efectuar el empadronamiento conjunto. ¿Está todo perdido en esos casos?. Entendemos que no, y lo explicamos a continuación.


NORMATIVA DE APLICACIÓN

Art. 174.3 párrafos 4º y 5º del Texto Refundido de la Ley General de la Seguridad Social, Real Decreto Legislativo 1/1994, de 20 de junio (según redacción de la Ley 40/2007), en relación al art. 234-1 de La Llei 25/2010 de 29 de Juliol del llibre segon del Código Civil de Catalunya, relatiu a la persona i familia, estableix en el Títol III Capítol IV: Convivència estable en parella (que sustituye al antiguo art. 2 de la Llei 10/1998, de 15 de juliol (DOGC núm. 2687, de 23/07/1998).

Imaginemos un supuesto de hecho, en aplicación de la actual regulación de la prestación de viudedad, de un matrimonio subsumible en el artículo 174 bis LGSS, al que se le concede la prestación de viudedad con carácter temporal, al tratarse de un fallecimiento causado por una enfermedad no sobrevenida, y haber tenido el matrimonio una duración inferior a un año.

En tal caso -así lo viene realizando el INSS habitualmente en este tipo de prestaciones- la prestación de viudedad se reconocerá con carácter temporal de dos años, ya que no se ha probado un periodo de convivencia de más de dos años desde que se constituyeron como pareja de hecho hasta la defunción, tras contraer matrimonio, con el causante, mediante inscripción en registro público o documento público.

Sin embargo, el actual artículo 174.1 párrafo tercero de la LGSS, según la reforma operada por la Ley 40/2007, prevé expresamente la situación de los matrimonios celebrados cuando el cónyuge causante ya se encontraba enfermo antes del enlace nupcial –que es en definitiva el caso que ahora nos ocupa-. A saber:

"En los supuestos excepcionales en que el fallecimiento del causante derivara de enfermedad común, no sobrevenida tras el vínculo conyugal, se requerirá, además, que el matrimonio se hubiera celebrado con un año de antelación como mínimo a la fecha del fallecimiento o, alternativamente, la existencia de hijos comunes. No se exigirá dicha duración del vínculo matrimonial cuando en la fecha de celebración del mismo se acreditara un período de convivencia con el causante, en los términos establecidos en el párrafo cuarto del apartado 3, que, sumado al de duración del matrimonio, hubiera superado los dos años".

Pues bien, el mencionado párrafo cuarto del apartado 3, establece:

"A efectos de lo establecido en este apartado, se considerará pareja de hecho la constituida, con análoga relación de afectividad a la conyugal, por quienes, no hallándose impedidos para contraer matrimonio, no tengan vínculo matrimonial con otra persona y acrediten, mediante el correspondiente certificado de empadronamiento, una convivencia estable y notoria con carácter inmediato al fallecimiento del causante y con una duración ininterrumpida no inferior a cinco años. La existencia de pareja de hecho se acreditará mediante certificación de la inscripción en alguno de los registros específicos existentes en las comunidades autónomas o ayuntamientos del lugar de residencia o mediante documento público en el que conste la constitución de dicha pareja. Tanto la mencionada inscripción como la formalización del correspondiente documento público deberán haberse producido con una antelación mínima de dos años con respecto a la fecha del fallecimiento del causante".

En base a dicha disposición, ya lo decíamos antes, deniega la entidad gestora la pensión con carácter vitalicio, ya que ese periodo de convivencia exigible de dos años con anterioridad a la fecha del fallecimiento, ha de acreditarse como pareja de hecho, entendiendo el INSS que solo puede acreditarse mediante inscripción en registro público o documento público.

Es aquí donde discrepamos con la actuación de la administración, ya que el propio art. 174.3, párrafo 5º establece una salvaguarda del derecho civil catalán –y del de cualquier otra CCAA con derecho civil propio- estableciendo, literalmente, “EN LAS COMUNIDADES AUTÓNOMAS CON DERECHO CIVIL PROPIO, CUMPLIÉNDOSE EL REQUISITO DE CONVIVENCIA A QUE SE REFIERE EL PÁRRAFO ANTERIOR, LA CONSIDERACIÓN DE PAREJA DE HECHO Y SU ACREDITACIÓN SE LLEVARÁ A CABO CONFORME A LO QUE ESTABLEZCA SU LEGISLACIÓN ESPECÍFICA”.

Por tanto, y por expresa remisión del artículo anterior, hemos de acudir a la Llei 10/1998, de 15 de juliol, d´unions estables de parella. En el Capítulo Primero de dicha norma, relativo a las uniones estables heterosexuales, concretamente en e los artículos 1 y 2 se indica:

Article 1. La unió estable heterosexual 



1. Les disposicions d'aquest capítol s'apliquen a la unió estable d'un home i una dona, ambdós majors d'edat, que, sense impediment per a contreure matrimoni entre si, hagin viscut maritalment, com a mínim, un període ininterromput de dos anys o hagin atorgat escriptura pública manifestant la voluntat d'acollir-se al que s'hi estableix. Almenys un dels dos membres de la parella ha de tenir veïnatge civil a Catalunya. 


Article 2. Acreditació 



L'acreditació de les unions estables no formalitzades en escriptura pública i el transcurs dels dos anys de referència es pot fer per qualsevol mitjà de prova admissible i suficient, amb l'excepció que estableix l'article 10. 

Sin que la excepción señalada en el artículo 10 sea de aplicación al supuesto que ahora nos atañe, ya que hace referencia a la acreditación mediante escritura pública si se pretende disfrutar de algún beneficio en relación a la función pública.

Y aunque la Llei 10/1998 ha sido derogada, apunta en el mismo sentido la actual Llei 25/2010 de 29 de Juliol del llibre segon del Código Civil de Catalunya , relatiu a la persona i familia, estableix en el Títol III Capítol IV: Convivència estable en parella:

art 234-1 Parella estableDos personas que conviven en una comunidad de vida análoga a la matrimonial se consideran pareja estable en cualquiera de los siguientes casos:

  1. Si la convivencia dura más de dos años ininterrumpidos.
  2. Si durante la convivencia, tienen un hijo común.
  3. Si formalizan la relación en escritura pública.

Es pues evidente que en Catalunya no era ni es necesaria –ni exigible- la formalización de la pareja de hecho ni ante notario ni mediante inscripción en registro público para que se considere válidamente constituida.

Entendemos pues que, en aplicación de la normativa expuesta, procede declarar el carácter vitalicio de la pensión de viudedad, cuando se acredite:
  • La convivencia anterior al fallecimiento lo fue por periodo muy superior a dos años.
  • Que dicha convivencia lo fue como pareja de hecho, aunque no exista inscripción en registro público o escritura pública como tal. Así, a título de ejemplo, se viene admitiendo en sede judicial la declaración de testigos y la aportación de  documentos como cuentas corrientes comunes, contratos de alquiler, correspondencia, fotografías, etc..., en que consten y se ponga de relieve que existió entre ambos cónyuges, con anterioridad al matrimonio, CONVIVENCIA ANÁLOGA A LA MARITAL POR UN PERIODO IGUAL O SUPERIOR A LOS DOS AÑOS EXIGIBLES EN ESTE CASO.
JURISPRUDENCIA

Y, es que además, esta es una cuestión pacífica en la doctrina del TSJ Catalunya, que en diversas sentencias se ha manifestado en el sentido expuesto anteriormente. A título de ejemplo señalamos:
  1. Sentencia núm. 5538/2010, de 29/07/2010 (supli 2422/2009), Ponente: Ilma. Sra. Mª del Carmen Figueras Cuadra. Considera acreditada la convivencia como pareja de hecho por otros medios de prueba que no sean la inscripción como pareja de hecho, y al margen incluso de certificado de empadronamiento (testigos, recibos, cuentas corrientes, etc...).

  2. Sentencia núm. 5895/2010, de 17/09/2010 (supli 4647/2009), Ponente: Ilmo. Sr. Miguel Angel Falguera Baró.

  3. Sentencia núm. 5141/2012, de 9/07/2012 (JUR\2012/297751). Ponente: Ilm. Sr. Don Gregorio Ruiz Ruiz. La más reciente de las sentencias en materia de viudedad temporal. Referente a un matrimonio entre personas del mismo sexo. Reitera la doctrina del TSJ Catalunya, con expresa referencia a la sentencia del TS de 14/06/2010 RJ2010/2646).
  1. Auto del TS de fecha 14/12/2011, cuestión de inconstitucionalidad relativa al art. 174,3 párrafo quinto LGSS (relativa a la interpretación sobre “derecho civil propio”).
En fin, y concluyendo, ante la desconfianza del legislador, que estableció la viudedad temporal para evitar la compra de prestaciones a través de los matrimonios fraudulentos, siempre podremos realizar, eso sí en sede judicial, la actividad probatoria de cualquier índole que permita acreditar una convivencia de la pareja superior a dos años y, por tanto obtener el carácter vitalicio de la pensión.



3 comentarios:

  1. Esta jurisprudencia tambien es aplicable a las parejas de hecho que nunca nos hemos casado? Es dexir puedo pedir viudedad por una parjea de hecho no constituida en catalunya pero con empadronamientos de mas de dos años? O solo se aplica en caso que despues haya matrimonio?

    ResponderEliminar

Te contestaré lo más rápido que me sea posible, pero ten paciencia. Mi opinión no sustituye la de un profesional jurídico que pueda asesorarte directamente y examinar documentación.